¿Por qué desdeñan al periodismo deportivo?

¿Por qué desdeñan al periodismo deportivo?

¿Por qué desdeñan al periodismo deportivo?

By El Míster Hernández Toledo y El Míster Toledo 

Hace 38 años el investigador Bruce Anderson realizó un estudio en Estados Unidos que siendo honestos sigue vigente. El académico de la Universidad de Miami investigó por un buen tiempo qué importancia tenía en las redacciones el periodismo deportivo. 

Te recomendamos: “El periodismo deportivo debe ser ético y de calidad para que los lectores estén dispuestos a gastar su dinero”.

Foto: Pixabay

Las conclusiones no nos dejan bien parados:

  • Las secciones deportivas “no se consideraban respetadas dentro del medio”
  • Se les menospreciaba
  • No tenían relevancia
  • El documento incluyó entrevistas con 175 editores deportivos

En México la percepción en la actualidad no es distinta. Lamentablemente. El estudio Finding their place in Journalism: Newspaper Sports Journalists Professional Problems documentaba que las personas que concedieron entrevistas reconocían que muchas veces al periodismo deportivo carecía de profesionalización. 

El periodismo deportivo es un fenómeno que impacta mediáticamente dentro de las sociedades incluso desde eras antiguas, por ejemplo en los Juegos Olímpicos de la antigua Grecia, que si bien no se le llamaba como tal, grandes hazañas eran contadas a modo de crónicas que enaltecían los logros de los guerreros y atletas participantes, relatos que incluso llegaban a oídos de artistas visuales que hacían creaciones inspiradas en aquellas épicas narraciones.

El sociólogo Juan José Sebreli, lo sabe explicar muy bien: los medios de comunicación vieron en el deporte una vía para su mayor difusión y con el paso de los años una mina de ingresos económicos. 

En El Míster buscamos la perspectiva de algunos especialistas en medios y periodismo deportivo, para intentar explicar la situación actual.

Un formato que nace en la televisión

Foto: Captura de pantalla

Seguro que todos recordamos aquel programa de DeporTV donde José Ramón Fernández junto con un grupo de comentaristas y periodistas encendieron la mesa con el periodismo de opinión que enganchó a los aficionados con un nuevo modelo en México.

Los programas de periodismo deportivo de opinión en la televisión han sido por mucho tiempo el producto por excelencia de la televisoras que hacen deportes, se han convertido en un producto indispensable para las barras programáticas.

La exagerada mediatización del futbol no es un fenómeno nuevo y la respuesta está en que la reacción masiva que han tenido las audiencias ha permitido que los medios de comunicación construyan los productos y contenidos pensados para que su consumo sea numeroso, especialmente cuantioso. La calidad, muchas veces, pasa a segundo plano, sobre todo si lo que los medios buscan es cantidad.

Y esta historia se trasladó a las audiencias digitales.

Para Claudia Pedraza, maestra en Ciencias de la Comunicación por la UNAM y especialista en estudios de perspectiva de género y periodismo deportivo, los métodos a los que recurren los medios en plataformas digitales, no es más que una consecuencia de la televisión como medio tradicional.

“Mucho antes del gran impacto de la era digital, yo creo que la televisión contribuyó en cuanto al establecimiento de fórmulas de contenido e incluso de la misma figura de un periodista deportivo. Lo que sucedía es que cada vez más las producciones se fueron convirtiendo en opiniones, en donde el fin era ver quién sí o no tenía la razón sobre algún tema. La idea que tienen las personas sobre el periodista deportivo se ha construido en torno a un producto dramatizado, y hay toda una escuela de esto”.

¿Cómo se trivializan los contenidos?

Sandra Ruiz Moreno, académica de la facultad de Comunicación Social de la Universidad de Santo Tomás Colombia, define cuatro factores que desencadenan que cierta información o contenido carezcan de trascendencia y las vuelve insustanciales:

  • Falta de investigación. Sencillo o complicado, de la forma que se quiera ver. Pero es verdad que en la actualidad es un problema que puede incluso llegar a consecuencias infodémicas, puesto que una información falsa en la difusión de un contenido tiene un gran efecto negativo en las audiencias. El más claro ejemplo fue lo que ocurrió recientemente con la supuesta destitución de Andrés Lillini como técnico de Pumas
  • Superficialidad de los temas. Es verdad que hay temas que no se pueden llegar a abordar en su totalidad ya sea por su complejidad o magnitud. Pero a pesar de esto, la veracidad y calidad en la construcción de algún argumento o contenido, es proporcional al nivel de profundidad al que se quiere llegar. Ejemplo: Intenso round en Twitter entre Canelo y su equipo contra Failtelson
  • Visión unitaria de los acontecimientos. ¿De qué sirve una sola perspectiva de las cosas? La importancia de poder brindar miradas diferentes, es un aspecto que enriquece un contenido y abre un espacio al análisis y reflexión
  • Desconocimiento del manejo narrativo. Lo primordial de la comunicación se basa en poder transmitir el mensaje de una manera eficaz. Y claro, los formatos no están peleados con las buenas ideas o propuestas de contenido, pero para poder conectar hay que saber emplear buen uso de los recursos narrativos

Claudia Pedraza también hace mención en que uno de los principales problemas que aquejan al periodismo deportivo actual se centra en que la construcción de los productos que se difunden son poco planteados en la búsqueda de un beneficio hacia el público.

“Me parece que la esencia del periodismo recae en llevar a las personas relatos de la realidad, y realmente hoy en día el objetivo para bien o para mal sigue siendo el mismo. Lo que ha cambiado son las formas con las que se construyen esos relatos. El tema está en que muchas veces esos contenidos no se piensan para que eso que contamos tenga alguna utilidad para la audiencia, sino más bien los contenidos se fabrican con el fin de que circulen en tendencia y tengan un sinfín de interacciones”.

No es un problema exclusivo de los contenidos en deportes. La difusión en volumen de la información ha provocado que cada vez se le permita al periodista o medio realizar menos contenidos de fondo y más contenidos en magnitud cuantitativa.

Por ejemplo -como cada mes lo hace en su Ranking Social de Medios- Story Baker publica qué ‘medios’ tienen más visitas o interacciones y muchas veces no solo no son los tradicionales, también aparecen medios a los que claramente les hace falta verificar información, cosifican a las mujeres y deciden hacer lo sea.

Un periodismo deportivo versión entretenimiento

Foto: Captura de pantalla

El pasatiempo es uno de los mejores momentos para vender, incrustar un recuerdo en la mente del consumidor, momentos para enseñar o informar de cosas que quizá no conoces.

Stark Berrocal Gonzalo -en la Revista Latina de Comunicación Social- dice que todo comenzó con la televisión, el cual sirvió para comercializar, vender a través de la información, incrustando mensajes. 

“Fue resultado del genio de estos realizadores tomar los elementos presentes en la ficción en prime time y adaptarlos a los informativos locales de toda la nación donde permanecen asentados” 

Parece que el nuevo objetivo de los medios de comunicación es entretener, ya no es la veracidad de la noticia que tanto pregonan. Lo cual no está mal, simplemente ocurre. Lo que sí está mal es mal informar, inventar y sexualizar los contenidos.

Han tenido que dar un brinco, la producción de noticias es tanta que el lector o espectador tiene muchas plataformas de consulta. Las redacciones tuvieron que crear una nueva estrategia, nuevos contenidos para poder atraer nuevos públicos o hacer que sus espectadores pasen más tiempo en su portal, revista, televisión o radio, etcétera.

Según el filósofo francés Gilles Lipoveksky, el entretenimiento da un giro en la nota periodística, pues “destacan hechos secundarios, atentando contra la vida privada, haciendo y deshaciendo arbitrariamente los hechos, superficializando los espíritus y diciendo cualquier cosa”.

Se comienza a formar parte del Infoentretenimiento dentro del periodismo por consumismo, los lectores siguen leyendo, les gusta leer notas con cabezas seductoras, enterarse de la vida privada y juzgar. Los medios de comunicación crean nuevos productos, mientras la sociedad consume.

Desde los medios de comunicación, se defiende la idea de que hay un orden de cosas que funcionan y son indispensables en la industria. Claro, muchas veces a costa del desprestigio.

Pedro González Moctezuma, creador de Apuntes de Rabona y Los Pleyers, seguir los pasos del entretenimiento no es una función principal que busca el periodismo.

«Hay un orden de ciertas cosas que ya están establecidas y han funcionado así. Sí puede que existe un contenido superficial pero es que hoy en día ya son una industria y tienen que cumplir las metas de ciertos números porque hay un montón de personas que viven de eso, y así tienen que ser y hacer».

El periodismo deportivo se ha adaptado a los cambios tecnológicos, pero al parecer no ha ganado mucho respeto en el área, pero ha sobrevivido por los aficionados a los deportes que siguen consumiendo los productos informativos. 

Estudiar el periodismo deportivo parece una pérdida de tiempo porque no es considerado un gran fuente periodística, se menosprecia porque se considera de infoentretenimiento; pero el académico Raymond Boyle encuentran interesante indagar en el tema porque el deporte está envuelto de muchas situaciones que pueden engrandecer una investigación.

“El periodismo deportivo ofrece un fascinante caso de estudio para comprobar cómo los medios de comunicación globales y locales interactúan en las sociedades contemporáneas. El deporte en ocasiones puede mostrarse como universal y mirar hacia el exterior o puede también tener un enfoque local y responder a unas preocupaciones profundamente domésticas” 

Sports Journalism Context & Issues

Entonces, ¿qué investigan o producen los medios deportivos convencionales en México? Pedro González habla desde el periodismo deportivo como entretenimiento:

  • “¿En el periodismo deportivo a quién vigilas? ¿A los equipos?, ¿a las empresas? Son industrias privadas, ellos pueden hacer lo que quieran con su dinero. Al entretenimiento honestamente no hay que vigilarlo. Esto no es como la política porque no estamos hablando del dinero público, en este caso sí nos toca vigilar que se utilicen los recursos de buena manera y no se los roben, y aquí el periodismo de fondo hace mucho sentido. Pero en el futbol, por ejemplo, puede hasta que sea rebuscado, quizá sea importante hacerlo pero no va con el flujo natural del entretenimiento”.

La cosa es muy sencilla. Si vas a hacer entretenimiento -que es la tendencia real de la mayoría de medios deportivos- está bien, ok, asúmete así y dilo. Si vas a hacer periodismo, eso ya es otra cosa.

¿Se pueden hacer las dos? Claro, pero si tu línea es periodismo para eso está el periodismo soft que igual tiene rigor como lo es el oficio.

Periodismo no es química cuántica es rigor, sea soft o no.

Los nichos de audiencias

Foto: Pixabay

El crecimiento y solidificación de las redes digitales ha permitido que nuevos medios emergentes busquen otro tipo de caminos en cuanto a la difusión de los contenidos deportivos. Y las mismas audiencias buscan campos en donde encontrar una perspectiva diferente en la construcción de la información. Nosotros en El Míster somos parte de este grupo.

José Luis Rojas Torrijos es uno de los académicos que más ha investigado al periodismo deportivo desde la Universidad de Sevilla, sus aportaciones lo han hecho crear manuales para periodistas y hasta impartir cursos a grandes medios de comunicación, esto para explicar los errores que cometen los reporteros de la fuente y buscar un periodismo informado.

El arraigo que los aficionados le tienen a su equipo o atleta hacen que busquen temas de interés deportivos y por supuesto los medios crean los productos a consumir:

“Esta área informativa atraviesa por un momento de expansión con el nacimiento en los últimos años de nuevos medios de comunicación especializados en los diferentes soportes, y con ello también una transformación en su estructura”.

El verdadero reto del periodismo deportivo

Foto: Wikimedia Commons

El problema es que en muchas ocasiones este tipo de programas y medios de periodismo se centran en la opinión o el sensacionalismo al estar enmarcados dentro de ámbito del infoentretenimiento, son denostados y criticados por ciertos sectores intelectuales al considerar que construyen una imagen repetitiva, simple, predecibles y estereotipada, a veces hasta banal y superficial (ya que no van más allá de la cancha y la especulación).

La realidad es que también el periodismo difícilmente podrá ser tan ideal como podamos esperar, ya que al estar hablando de una disciplina de las ciencias sociales la interpretación será tan subjetiva como cualquier otra rama similar. Pero es verdad que por más subjetivos que sean los contenidos, existen factores que no se pueden tolerar, tales como las expresiones de odio, denigración, sexualización, y la desinformación.

Esto por supuesto es importante no únicamente dentro de los espacios deportivos, sino desde cualquier medio que difunda información. Sea profundo o no, el contenido es un mensaje, y por supuesto que los medios, creadores de contenido y periodistas deportivos cargan una responsabilidad por más pequeña que se considere.

¿El reto está en convencer a los lectores? Depende, la industria trata de sobrevivir con lo que “les funciona”, mientras los nuevos proyectos apostamos por la innovación de contenidos y monetizar de a poco, visibilizarnos y obtener su suscripción.

Decálogo para crear un medio de nueva generación

Foto: Captura de pantalla

El Míster Cabrera en la edición de The Muffin de este miércoles nos cuenta que uno de los más grandes desafíos que afrontamos en la industria de los medios es el de aprender a repensar las hipótesis que antes dábamos por válidas.

Ese proceso de estar abiertos al cambio y de sospechar de nuestras propias creencias es necesario para ser capaces de adaptarnos a la nueva realidad que pide la audiencia y a la necesidad de transformar nuestros modelos de negocio.

Ocurre en la escena deportiva pero aplica para cualquier sector en los medios de comunicación. La futbolista estadounidense Alex Morgan, en compañía de Simon Manuel, Sue Bird y Chloe Kim han lanzado Togethxr, un nuevo medio de comunicación para mujeres que en su playbook inicial representa mucho de lo que debe hacer un medio de nueva generación.

Si quieren conocer los 10 puntos o lecciones que nos deja Alex Morgan vayan a The Muffin, un newsletter que habla sobre la industria de los medios, tendencias de la industria, innovación y marketing. Suscríbanse.

Subscribirse a nuestro Newsletter es gratis y lo pueden hacer aquí.

Te has suscrito correctamente al boletín

Se produjo un error al intentar enviar tu solicitud. Inténtalo de nuevo.

El Míster will use the information you provide on this form to be in touch with you and to provide updates and marketing.

Hacemos periodismo lento. Somos un newsletter que genera contenido deportivo de nuevo generación. Nos gusta mirar a otros sitios donde los demás no ponen atención: datos, tendencias, historias.